5.07.2009

SILLA RECUPERADA



No es nada excepcional, pero he recuperado una silla que había sido repudiada junto a un contenedor de basura por tener el respaldo roto.
Parecía que decía:-¡Llévame contigo!

Al principio dudé, porque no sólo tenía partido el respaldo, sino que le faltaba un trozo. Se me ocurrió que podía encolarlo y enmasillarlo, para luego forrarlo con papel y cola blanca, disimulando así las imperfecciones. Para darle más dureza le intercalé unas capas de papel de periódico encolado a modo de papel maché. El resultado es resistente y creo que algo más original que una silla convencional. ¿¡No!?


3 comentarios:

La Reciclante dijo...

Pues sí, es estupenda.

Is@Hz dijo...

Esto empieza a ser preocupante, amiga Mamen, ... siento voces que provienen de objetos!!! Espero que no sea yo la única a la que le pasa... Un saludo.

La Reciclante dijo...

Jajajajaja!!! No, te aseguro que no eres la única!!! Pero no lo comentes mucho fuera de estos círculos reciclantes, jajajaja!